martes, 8 de mayo de 2007

60.- Nos comunicamos con la lengua de signos

Nosotr@s nos comunicamos con la lengua de signos
1.- toca a la persona en el hombro.
2.- Nunca tengas las manos delante de la boca.
3.- Nunca hables por la espalda, debes hablar de frente.
4.- Comunícate en mensajes cortos, no te enrolles.
5.- Habla claro.

Leyendo las anteriores recomendaciones a tener en cuenta para comunicarnos con las personas con déficit auditivo, pensé que estas recomendaciones se pueden generalizar a todos, porque,
¿ quién no quiere...

1. - sentir un cálido contacto
2.- ver la sonrisa de quien nos habla
3.- que nos miren a los ojos
4.- comprender un mensaje de forma clara
5.- entender claramente ?





43 comentarios:

merce padilla dijo...

Como en otro momento os contaba, nuestro IES es centro preferente para alumnos/as con déficit auditivo, alumnos/as "hipoacúsicos" o "sordos" pero esto, de las denominaciones siempre me ha molestado, igual que a vosotros, imagino, ya que ¿quién no es "hipo" en algo? ¿en sensibilidad, en habilidad motora, en habilidad comunicadora, en habilidad musical en...?.

Nuestro centro es preferente y esto significa, que los alumnos de la zona norte de Tenerife, con "esas características", son escolarizados en nuestro IES.

Los compañeros de la foto, son alumnos que se encuentran en cursos de la ESO, ahora muy integrados en nuestro ir y venir diarios, los vemos cada día, por los pasillos, por las instalaciones del IES, pero sabemos poco de ellos.

Como teníamos ganas de conocer cosas de "su" mundo, hemos abierto esta entrada, porque ellos tienen mucho que contar.... y es todo un placer escucharles al tiempo que vemos como hacen BAILAR a las palabras con el movimiento de sus manos.

Os invitamos a que hagais todas las preguntas que os parezcan (siempre con mucho cariño) y ellos y José Humberto e Ivonne (sus profesores especialistas) nos irán respondiendo.

Rafa León dijo...

Bueno, merce, no es una pregunta, sino una reflexión al hilo de la entrada principal, con la que no puedo estar más de acuerdo. Y es algo que he repetido ya muchas veces -creo que soy un poco pesado-. La comunicación o, mejor dicho, el mensaje que se produce en el proceso comunicativo, no sólo está hecho de palabras -ya sean éstas entendidas como lenguaje oral, escrito o de signos, sino que intervienen prácticamente los cinco sentidos -y puede que algún sexto-, los gestos, el aroma, el tacto, el sabor de un beso... La comunicación, eso tan importante que hemos ido perdiendo... Y puede que quizá, los que tienen una carencia en esta materia, como éstos chicos, sean los que con el tiempo alcancen una comunicación mál plena con sus semejantes. No sé, pienso que es posible.

Un abrazo
Rafa

Larrey dijo...

ay, el contacto humano, escuché hablar de él, tenía un abuelo que aseguraba que en sus tiempos, la gente se tocaba.

Rafa León dijo...

Quise decir "más plena". Creo que es evidente, pero por si acaso.

Abrazos
Rafa

Kris (1º Bach B ) dijo...

Mi pregunta es
¿Cómo reaccionaron los demás compañeros del grupo cuando llegaron estos alumnos al aula?

Viky ( 1º Bach A ) dijo...

¿ Cómo son las clases para estos chicos ? ¿ Tienen las mismas asignaturas que los demás ? ¿Tienen algunas asignaturas específicas para ellos ?

Anónimo dijo...

este post es uno de los mejores que han hecho en las últimas semanas, me parece muy bien que hablemos sobre este tema y que asi podamos conocerlos mejor y no considerarlos como extraño, cuando en realidad solo tienen un deficit auditivo.

GUSTAVO 1ro B bach dijo...

A mi parecer habria que extender este tipo de lenguaje a toda persona, incluso desde muy niños, asi estas personas podrian tener y llevar una vida con la mas absoluta normalidad.
PROPONGO QUE INSTAUREN UNA ASIGNATURA DE LENGUAJE DE SIGNOS

Amal El Mansauri (1º Bach) dijo...

EL SONIDO NO ES SUFICIENTE PARA QUE SE DE COMUNICACIÓN

Cuando llegué de Marruecos a Tenerife no sabía nada español, de eso hace 3 años, entonces tenía un mundo con sonido pero entendía poco de él. Entendía mejor a las personas que me hablaban mirándome a los ojos, me hablaban despacio y se esperaban a ver mi reacción para repetirme algo

Huelvabloglibre dijo...

Hola chicos, ¿que tal el curso?, ¿y la seño –no se le escapa una, pero es buena gente seguro-?.. Ayer leí este post y me pareció tan hermoso el gesto, que sin saber porqué me sensibilizó. Así que por la tarde me imaginé una historia y se la dediqué a la gente que padece algún déficit sensorial. No sin rubor, os dejo enlace al Blog donde esta colgada. Que os vaya bien. Saludos.

filoabpuerto dijo...

Gracias por visitarnos, HuelvaBloglibre
La historia de la que hablas es muy triste.
Saludos

Manuel Cantero dijo...

EL LENGUAJE DEL CARIÑO

No teorizo. voy directo a datos concretos.
Cualquiera podrá señalar la fuerza de comunicación afectiva que tiene poner una mano sobre el hombro del que se siente solo. O la mano que se posa suavemente sobre la mano del otro, en silencio, dejando hablar al gesto por sí mismo. Un beso generoso que sencillamente da sin buscar provecho a cambio. Sentarse juntos y mirar el horizonte con la mirada perdida, porque las palabras estorban en un momento profundo, cuando basta el suspiro del alma.
Estamos -casi- pensando en un momento sentimental.

Las "palabras" en silencio que son silencios a voces (porque amar siempre clama muy alto), son múltiples, incontables. Lo que requieren necesariamente es que sean generosos, carentes de egoísmo, que no se den como moneda de cambio para "mi provecho". Amar no pide. El afecto da. Aunque el cariño siempre redunda en un gozoso recibir

Álex ( 3º ESO C ) dijo...

¿Como un gesto puede decir tantas cosas?

A veces cuando veo comunicarse a personas con lenguaje de signos, me quedo “ lokito” porque me resulta fascinante que se entiendan con los movimientos de los manos. Nosotros tenemos dificultades para entendernos con la palabra y eso que hay muchas, asi que con signos será muy difícil, ¿no? Alex

Mery ( 3º ESO C ) dijo...

Nosotros al oír la voz de una persona sabemos si esta triste o enfadada o alegre, ¿vosotros en que os fijáis para saber qué estado de animo tiene la persona lo que habláis?
Mery

Dayana ( 3º ESO ) dijo...

¿os ha resultado difícil aprender el lenguage de signos?
Dayana

Ayoze ( 3º ESO C ) dijo...

¿veis la television?, ¿Qué tipo de programas os gustan más, y cómo captaís la información?, porque he observado que sólo ponen interprete de lenguaje signos cuando hay campañas electorales y después ya nada.

Isis ( 3º ESO C ) dijo...

¿Por qué te gustaría oir?

Leí hace poco una entrevista a una modelo sorda, voy a buscarla y hago un resumen y lo pongo aquí. Me gustó mucho por la valentía de la modelo
Besos

David (3º ESO C ) dijo...

¿Os causa tristeza no poder oir?
¿Te tratan bien los compañeros? ¿te llevas bien con ellos?

Huelvabloglibre dijo...

Es cierto, una historia muy triste. No obstante, me quedo con la intensidad y la entrega de estos dos chicos sordomudos. Mucha gente que sufre una carencia, de cualquier tipo, se ven también marginadas de nuestro mundo de agitación y consumo, pasan a nuestro alrededor pero no les vemos, ni les oimos. Mi breve historia, es un regalo de amor.

PaTri dijo...

a mi siempre me ha gustado aprender el lenguaje de signos, pero siempre por falta de tiempo o por lejanía no he podido, con un compañero me interese bastante y aprendí algo, me resulta un lenguaje muy interesante y entretenido... a mi me gustaria que me dijesen donde hay cursos para aprender pero claro que sea cerquita, no en santa cruz como siempre. Asias

mónica (2º bach a) dijo...

Para mi el lenguaje de signos debería ser una lengua universal y así poder comunicarnos con todo el mundo. A mi el lenguaje de signos me parece un lenguaje interesante y divertido. Al igual que Patri pienso que deberían hacer cursos más cerca y no en Santa Cruz.

eva ( 2º bach a) dijo...

EL lenguaje de signos me parece entretenido porque aprendemos con ellos a comunicarnos mutuamente. Además así ellos se integran en nuestra sociedad, por eso, como Mónica dice, debe ser universal para todos.

DAILYS dijo...

El valor del silencio impuesto.

A aquellas personas
que saben escuchar,
a aquellas que dicen más
que los que pueden hablar,
a aquellas que aunque
lleven una vida de silencio,
conocen el significado
de una buena conversación.

A esas personas
Quiero deciros,
Que la vida os
ha compensado
lo que os ha quitado
porque os ha dado
la oportunidad
de apreciar la parte
más importante de la vida
aquella que a veces
pasa desapercibida
pero que está ahí.
LA DE ESCUCHAR CON EL CORAZÓN

Saray dijo...

Un contacto tierno, respetuoso, adecuado cura enfermedades físicas y psíquicas, que en ocasiones no han aliviado los fármacos. Cuando damos la mano a alguien para acompañarle o la ponemos en el hombro de un compañero para consolarle, le echamos nuestro brazo por sus hombros para protegerle o simplemente abrimos los brazos en una expresión de ¿qué necesitas de mi? estamos apelando a un lenguaje universal y verdadero. Estos gestos son verdaderos actos de amor, cuando se realizan incondicionalmente, y producen un efecto curativo en la persona receptora, al aumentar su autoestima. ¿Por qué no los prodigamos más?
Conozco una persona que no oye con sus oidos, pero sabe escuchar perfectamente con sus manos las sensaciones y vibraciones que emiten los cuerpos. Y es un sensible, magnífico e inigualable fisioterapeuta y masajista.
Unamos nuestras manos y sobran las palabras.
Un abrazo

Rubén 2º bach dijo...

Todos los días vemos por los pasillos a estos compañeros con déficit auditivo, y por lo menos yo me preguntó, como se sienten ellos en un mundo de silencio, es una pregunta que solo los que lo viven pueden contestar. Un mundo sin sonidos se hace difícil de imaginar. Por suerte como dicen la naturaleza es sabia y siempre que falta algo nos lo compensa por otro lado.
El lenguaje gestual es un lenguaje mas como el ingles, el alemán, francés… algunos de estos nos son enseñados desde que nos levantamos 2 palmos del suelo. Yo propongo que también enseñen a las futuras generaciones esta lengua, que es tan útil como lo es un idioma extranjero.

María dijo...

estoy tan emocionada que estoy llorando, lo digo porque se me van a colar faltas.
Vereis, ante todo decir que me ha emocinado el post pero no por pena sino porque sé perfectamente de lo que hablaís, yo también tengo problemas auditivos.
El lenguaje de signos no lo sé, me guio de la boca -sé leer un poco los labios, poco bastante- y de lo que oigo.
´Lo que peor llevo es no poder mantener conversaciones telefonicas. Tampoco puedo escuchar -que no oír- la radio, no entiendo lo que dicen si no veo la boca.

Este es mi mayor problema, me aisla demasiado, he tenido la jodida suerte de tener un grupo de "amigos" que nuncatienen en cuenta:
-no taparse la boca
-no hablarme si estan detrás de mi...
La verdad es que les da igual (no puedo)

En mi libro hay un capitulo dedicado a esto, en mi blog aún no he tocado el tema... y creo que no estoy preparada.
Necesito un cigarro, buenas nochs.

merce dijo...

A MARÍA:

Mi querida María: ahora soy yo la que está llorando.No sabía nada de esa realidad de la que hablas.

Un abrazo con el corazón, con sonido, con silencio, con admiración y sobre todo, con mucho, mucho amor.

Muchas gracias, María, por tu visita al blog, por tus sinceras y auténticas palabras, por tu poesía, por tu amistad, por tí.

Seguiré leyendo de tus labios tus versos, ¡ No dejes de comunicarnoslos !

El blog de María:
Picando en el comentario de ella, en sunombre o
http://wwwshakespeareyyo.blogspot.com/

José Domingo (profesor de música) dijo...

MI EXPERIENCIA DOCENTE CON ELLOS (1)

Es la primera vez que he trabajado con alumnos con estas características, a veces lamento que ellos no puedan escuchar la música que selecciono para el resto de los compañeros. Lo que hago es facilitarles láminas de los instrumentos que producen la música que escuchan los demás, les hago gestos representando como se tocan esos instrumentos, también les doy algunos instrumentos que tenemos en el aula y ellos los palpan y sienten sus vibraciones. Hay sonidos, quizá los más graves, que sí los captany experimentan esas vibraciones en el suelo, en el mobiliario, ellos me dicen que Beethoven mueve el suelo más que otros, por ejemplo.

Los instrumentos les llaman mucho la atención, yo no los veo tristes, tienen asumido ese déficit de audición, a veces sí noto que se aislan un poco, son muy respetados por el resto de los compañeros pero también se seleccionó el grupo donde ellos iban a ser integrados, el grupo más tranquilo y menos conflictivo. Ellos se aislan algo, no se ha formado un grupillo a su alrededor y ellos prefieren estar entre ellos.

José Domingo (profesor de música)

Jose Domingo-profesor de música dijo...

MI EXPERIENCIA DOCENTE CON ELLOS (2)
Para mí ha sido una experiencia muy interesante. Yo tengo una prima con déficit auditivo y tenía alguna experiencia, procuro hablarles a estos alumnos, mirándoles a la cara y busco muchos sinónimos para facilitarles la lectura labial; el problema es que muchas veces no sabemos bien cual es su nivel de conocimientos, si los sinónimos empleados los conocen, el desconocer esto no nos facilita la tarea, aunque tratamos de resolverlo coordinándonos con sus profesores especialistas que los conocen más.
Yo echo mano de los gestos todo lo que haga falta, no me importa gestualizar, soy muy expresivo y ellos agradecen que te hagas entender y que les toques para llamar su atención.

Quizás le permito a ellos más que a otros alumnos, pero es normal hacer este tipo de diferencias , siempre que me reclaman acudo.

Me parece un acierto la integración de estos chicos enla normalidad escolar, ellos se comunican y no sólo con sus gestos sino con su voz, también se valen de los sonidos que pueden emitir, no dejan de expresar continuamente.

Ivonne (profesora Lenguaje de Signos) dijo...

RESPUESTA A KRIS:
sus compañeros reaccionaron de manera natural ya que estos alumnos proceden del mismo centro: el centro de primaria "Cesar Manrique" que también es un centro de preferencia para alumnos con déficit auditivo y estaban acostumbrados ya a verlos "signar" (usar lenguaje de signos). Los demás compañeros que procedían de otros centros, se han adaptado perfectamente a ellos.

Ivonnne (prof. de lengua de signos) dijo...

RESPUESTA A ÁLEX:

Como tú has dicho, "un gesto puede decir muchas cosas" y al igual que a nosotros nos cuesta a veces comunicar con las palabras, a ellos les pasa igual pero con los signos.

No pienso que sea más difícil, sólo que hay que ser más expresivo y comprender mejor sus reacciones, emociones, etc

Ivonne (profesora lenguaje de signos) dijo...

RESPUESTA A VIKI :
tienen las mismas asignaturas que el resto de los compañeros, están exentos de las asignaturas francés e inglés.

En las clases que puedo acompañarles yo, la profesora de lenguaje de signos, voy traduciéndoles lo que el profesor de matemáticas o de tecnología o de la materia que sea, explica.

En las clases que no estoy yo apoyando, se sientan en primera fila y siguen las explicaciones del profesor leyendo los labios o escuchando lo que pueden con sus implantes y audífonos, aunque tienen, claro, sus limitaciones.

Tienen como materia específica la asignatura de lenguaje de signos, en ella, acuden al aula de audición y lenguaje y trabajamos el lenguaje de signos y la ampliación de su vocabulario

jose manuel 2º bach dijo...

yo tengo un problema de audicon y eso no significa que las asignaturas sean mas facil o no pero lo que si se es que antes los problemas que he tenido y he sabido solventarlo y ahora estoy en segundo de bachillerato y no he repetido ningun curso por el momento y eso ha sido a base de esfuerzo y empeño en lo que te gusta y en mi caso a mi me gusta estudiar aunque a muchos le paresca ridiculo. ahora yo estoy aprendiendo lenguaje de signo y es una pasada saber que puedes hablar con tus propias manos es una gran satisfaccion que tienes dentro de tu cuerpo y que te orgulleces de estar aprendiendo quiero darles las gracias a ivonne.

merce padilla dijo...

A JOSÉ MANUEL:

Jose, efectivamente, como tú dices, has conseguido lo que te proponías y por ello tienes que estar orgulloso, sabes que algunos compañeros tuyos no tienen ese "déficit" no me gusta hablar así, porque todos tenemos los nuestros, no tienen, repito, ese "déficit" auditivo y sí tienen un déficit de voluntad, en lo que tú, querido Jose, estás sobradísimo.

Quiero decirte aquí también, Jose, que en clase de filosofía, muchas veces, hacías preguntas que a otros ni se les ocurría y tu capacidad de observación, que tienes muy desarrollada, te hace estar muy atento a lo que te rodea y así vas a sacarle mucho provecho a la vida, bueno, no te lo lleves todo ¿eh? déjanos algo a los demás, ja ja

Un abrazo, ¡ sigue así !

Roman dijo...

Buen@s días, tardes o noches a todos:

En primer lugar me presentaré: Soy Román de León, el profesor de Tecnología del instituto, y estoy en este foro a invitación de Merce Padilla, que me ha sugerido que explicar mi experiencia con los alumnos hipoacúsicos que tengo a mi cargo enriquecería el foro y ayudaría a observar la situación de estas personas desde distintos puntos de vista. Es por esto que, con mucho gusto y después de haber leído todos sus mensajes, me dispongo a aclarar mi situación:

Los profes, aunque estamos del otro lado de la mesa, en realidad guardamos muchas similitudes con los alumnos. Yo, por ejemplo, como la mayoría de ustedes, soy portuense y he vivido en esta ciudad la mayor parte de mi vida. También, como la mayoría de ustedes, he sido alumno de Merce Padilla, cuando a esto de 2º de Bachillerato se le llamaba COU. Y como personas que somos, aunque podamos ser en clase más o menos simpáticos o antipáticos, ariscos o amables, alegres o serios, con más o menos sentido del humor, es cierto que lo que más apreciamos es el trabajo de nuestros alumnos y lo que más nos alegra es ver a una persona que ha aprendido algo gracias a nosotros.

El problema está en que para conseguir eso tenemos que enfrentarnos a varios problemas, como se trata, entre otras cosas, de dominar a un grupo más o menos alocado de alumnos que a veces atienden y a veces no. Y como sin disciplina no hay clase, pues primero hay que dominar al grupo. En cuanto a lo que me toca yo estoy este año dando clases en primero y segundo de la ESO, probablemente los cursos más revoltosos, por lo que tengo que tener 10 ojos para poder tener atentos a los alumnos sin que se distraigan o distraigan a los demás. Aquí está el primer problema que encuentro con los alumnos hipoacúsicos: me resulta tan difícil mantener una comunicación con los alumnos hipoacúsicos (desgraciadamente en el lenguaje de signos soy un completo analfabeto) pues comunicarme con ellos supone tener que dejar de lado el grupo, lo que no puedo hacer durante mucho tiempo, por lo que la comunicación con estos alumnos no se puede producir con cierta fluidez.

Y como no quiero aburriros con tanta parrafada, mañana más.

Nico dijo...

RESPUESTA A AYOZE :

Si veo la televisión. Me gusta ver de todo, en especial Naruto y Spiderman. Cuando tengo el implante coclear subo un poco el volumen, si no pongo los subtí

Roman dijo...

Continuando con lo dicho ayer, diré que enseñar a unos alumnos hipoacúsicos es todo un mar de experiencias. Por mucho que una persona cree imaginarse lo que sienten cuando los ve por la vida, es cierto que hasta que no se trata con ellos personalmente no se da cuenta de la complejidad de la situación que viven, y de las diferencias que hay entre nuestras vidas y las suyas.

Creo que las principales cualidades que me encontré con ellos son las siguientes:

- Los cuatro alumnos que conozco con hipoacusia son extremadamente amables, y dan mucho más cariño del que reciben. Esto me hace pensar que dentro de la situación en la que viven son gente muy feliz. Es por ello que coincido con algunos miembros del foro que sugirieron que la hipoacusia no se debe considerar una deficiencia como tal, sino una cualidad más de estas personas, puesto que puede que no sea más grave que otras cualidades que podamos tener nosotros (problemas de salud, estrés, problemas familiares…) que nos pueden hacer más infelices que estos alumnos.
- Necesitan un tratamiento muy especializado: esto quiere decir que aunque estén integrados en el grupo su presencia requiere una atención especial del profesor, como escribir en la pizarra todo lo que se pueda de la explicación, hablar siempre mirándole a la cara a ellos, esforzarse en vocalizar, dedicar unos momentos a hablar a solas con ellos para ver lo que entendieron…
- Cuando vemos a sordomudos e hipoacúsicos lo primero que nos llama la atención es la dificultad que tienen para expresarse y para entendernos. Cuando me comunico con ellos, ya sea en el recreo o en clase, me es muy difícil mantener una comunicación que vaya más allá de un saludo y un par de ideas básicas, prueba de la diferencia de lenguajes que usamos, pues aunque ellos saben castellano como nosotros la situación les ha llevado a una forma de actuar y pensar muy distinta a la nuestra. Y estas dificultades contrastan con la fluidez y la naturalidad con la que se expresan con Yvonne, la intérprete de signos del instituto, que puede comunicarles lo que haga falta con total naturalidad.

Los alumnos hipoacúsicos suponen un trabajo extra y ya, solo por su situación, forman parte de los alumnos que más atención requieren del profesor, pero es tanto lo que devuelven con su cariño y su trabajo que hacen que uno considere que todo trabajo dedicado a ellos es poco, y siempre estoy dispuesto a ayudarles en lo que haga falta.

Roman dijo...

El objetivo de los centros preferentes de educación es integrar a estos alumnos en la vida cotidiana. Sin embargo a veces me da la impresión de que este objetivo no se cumple. Mi opinión se basa en que cuando hago las guardias en el recreo siempre los veo a ellos juntos, pero sin relacionarse con los demás. Y en clase sí se comunican un poco más con los compañeros, pero esta comunicación suele ser bastante superficial debido a la dificultad que encuentran ambas partes por comunicarse. Cuando les doy clase miran hacia delante para atender al profesor, por lo que no pueden escuchar lo que comentan los alumnos, y cuando los tengo en el taller, a pesar de que los pongo compartiendo grupos con los demás alumnos, y que estos grupos están seleccionados especialmente para que ellos se integren lo más fácilmente posible, lo cierto es que (de forma un tanto inconsciente y sin malicia) se les sigue dejando de lado, y si no estoy yo permanentemente encima de los grupos para que dejen trabajar a los alumnos hipoacúsicos apenas trabajan en el proyecto.

Qué duda cabe que aunque les cueste comunicarse con el resto de alumnos para ellos es mucho menos traumático venir a nuestro instituto a estudiar que acudir todos los días a un centro especializado situado, por ejemplo, en Santa Cruz, en el que encontrarían fuera del círculo de amigos que tienen en el barrio. Pero también es cierto, según mi opinión, y sin ánimo de ofender a nadie sino siempre viendo la situación desde el punto de vista más constructivo para estos alumnos, que esta integración en nuestro centro se realiza a costa de un considerable descenso de la calidad de la educación, en la que la mayoría de las asignaturas (incluida la mía) recurren, para poder evaluarlos con ciertas garantías, a unas Adaptaciones Curriculares Individuales (ACI) que a menudo tienen un nivel muy inferior al que se les puede exigir porque los profesores no disponemos del tiempo suficiente para dedicarles toda la atención que se merecen, y además les impide titular de forma normal como el resto de los compañeros.

Es por esto que dejo caer en este foro la siguiente pregunta: ¿Qué es más conveniente, educarlos en institutos como los nuestros en los que se integran con la población normal, o en institutos especializados en los que no van a integrarse como en nuestro instituto pero que pueden recibir una formación de mayor calidad?

Espero respuestas a esta disyuntiva, sobre todo de los hipoacúsicos que tenemos en el foro y de Yvonne, la intérprete del instituto, que además de una gran profesional es una gran persona y una gran amiga de los alumnos a los que trata (no veas como te buscan por el instituto cuando no estás).

Venga, un saludo a tod@s.

Luz Marina(profesora) dijo...

Mi experiencia con estos alumnos es que ellos necesitan más cariño y también lo dan más, son más emocionales; por supuesto que influye también el carácter, pero en general son más sentimentales.
Mi problema es que no he sabido con exactitud lo que ellos oyen, me gustaría conocer más aspectos de ellos para adaptarme lo más posible y se nos pide al profesorado una adaptación a ellos que muchas veces no podemos conseguir porque nosotros tambien necesitamos de unos recursos que no tenemos.
Como yo practico danza y teatro, esto me ha ayudado mucho porque me abre a otros lenguajes que en estos casos, me facilita la comunicación y despiertan mi ingenio y creatividad.
Al principio de curso, al desconocer yo su mundo, se producía un distanciamiento entre ellos y yo, hay que comenzar a conectar con ellos a través de los gestos, cosa que me costaba, porque no era familiar para mí esta forma de comunicación, nosotros, los profesores, usamos fundamentalmente el lenguaje oral.

La profesora de lenguaje de signos nos indicaba que había que llamar la atención de estos alumnos tocando su hombro y esto era algo que también me costaba porque procuramos lo contrario: no tocar a los alumnos, sí tener un trato afectuoso y respetuoso pero cuidar las manifestaciones del contacto físico.

En general, mi experiencia con ellos ha sido enriquecedora y hecho en falta más actividades donde ellos sean los protagonistas

merce padilla dijo...

ROMÁN , LUCY :

muchas gracias por reflexionar con nosotr@s y por haber encontrado un huequillo en vuestras"apretaíllas" agendas para contárnoslo.

Me parece que tenemos algo pendiente los tres: aprender el lenguaje de signos ¿qué me decís?, a mí estos chicos ya me están enseñando algunas cosillas y desde que abrimos esta entrada nos comunicamos más, ahora hay veces que los busco ex profeso por el pasillo para que me saluden y me den un cariñito, ¡ me encantan!, ya podíamos ser todos más afectuosos, que buena falta le hace al insti, seguro que la "disrupción" se reduciría.

Jose Manuel 2º bach dijo...

mercedes queria darte las gracias por la valoración que has hecho de mi, t queria decirte que este año no he podido ir a tus clases de filo para estudiar las otras asignaturas espero que me entiendas y gracias de que me veas algo distinto de los demas independientemente del problema de audición,ya tu sabes, y por supuesto no me voy a llevar todo porque seria egoista por mi parte y a mi me gusta copmpartir con todas las personas que esta a nuestro alrededor

B,.... N,... dijo...

A David de 3º ESO C

No nos causa ninguna tristeza no poder oír. Hoy en día la perdida de audición no es un problema, ya que gracias a los implantes cocleares y audífonos, la vida cotidiana resulta más fácil y llevadera.

B..., dijo...

Si veo la televisión. Me gustan las novelas. No oigo bien aunque tenga los audífonos, por eso me fijo mucho en la boca.