martes, 17 de marzo de 2009

157.- Carta de un/a hijo/a a su padre/madre


Exponemos aquí las palabras que un/a hijo/a le dedica a sus padres. De autor desconocido, esta carta ha motivado una rica participación en el aula
¿ Qué opinas sobre estos mensajes ?
1.-No me des todo lo que te pida, a veces sólo pido para ver hasta cuánto puedo tomar.

2.-No me grites, te respeto menos cuando lo haces, y me enseñas a gritar a mí también, y yo no quiero hacerlo.
3.-No des siempre órdenes... Si en vez de órdenes, a veces, me pidieras las cosas, yo lo haría más rápido y con más gusto.
4.-Cumple las promesas, buenas o malas... Si me prometes un premio dámelo, pero también si es castigo.

5.-No cambies de opinión tan a menudo sobre lo que debo hacer, decídete y mantén esta decisión.

6.-Déjame valerme por mí mismo, sí tu haces todo por mí, yo nunca podré aprender.

7.-No digas mentiras delante de mí ni me pidas que las diga por ti, aunque sea para sacarte de un apuro, me harás sentir mal y perder la fe en lo que me dices.

8.-Cuando yo haga algo malo, no me exijas que te diga por qué lo hice, a veces ni yo mismo lo sé.

9.-Cuando estés equivocado en algo, admítelo. Crecerá la opinión que yo tengo de ti y me enseñarás a admitir mis equivocaciones también.

10.-No me digas que haga una cosa que tú tu no haces, yo aprenderé y haré siempre lo que tú hagas, aunque no lo digas, pero nunca haré lo que tú digas y no hagas.

11.-Cuando te cuente un problema mío no me digas: no tengo tiempo para boberías o eso no tiene importancia. Trata de comprenderme y ayudarme.

12.-Y quiéreme, y dímelo, a mí me gusta oírtelo decir, aunque tú no creas necesario decírmelo.


Aquí escribes el resto del contenido que se verá al picar "leer mas...", sobrescribe este texto

45 comentarios:

Virginia 1º Bach A dijo...

DAR ORDENES PROVOCA EN QUIEN LAS RECIBE RECHAZO Y ES UNA DE LAS ACTITUDES QUE "ALIMENTA" UNA MALA EDUCACIÓN.

Esta frase dice una gran verdad pues, nuestros padres, la mayoría de las veces nos dan órdenes para hacer las cosas, ya sea para imponerse o porque, simplemente están tan acostumbrados a dar ordenes que ya no saben pedir las cosas. Cuando a una persona se le da una orden se siente impotente, obligado, sin embargo, si esa misma orden la transformamos a modo de petición, cumplimos lo que nos piden sin sentirnos tan presionados. Pedir las cosas bien no cuesta nada, y mucho menos sabiendo que tanto el que las pide como el que las realiza, están a gusto haciéndolo. Pienso que una de las causas deque muchos chicos tengan tanta mala educación es precisamente el estar acostumbrados a que le den ordenes. Al darnos una orden, nos provocan más a decir que no. cuando ésto pasa, el que da la orden y el que la tiene que realizar discuten, se enfadan, y esto puede llegar a hacer que en un determinado momento esas personas ni si quiera se puedan ver.

Virginia 1º Bach A dijo...

DEJA VALERME POR MI MISMO, SI TU LO HACES TODO POR MI, YO NUNCA POFRÉ APRENDER.

El amor que nuestros padres sienten por nosotros, muchas veces, hace que nos " mal eduquen". nos hacen tanto el gusto y nos dan las cosas tan fáciles, que a veces no se dan cuenta de que en lugar de educarnos, nos están haciendo personas cómodas y gandulas.
No es bueno, que un padre no le deje hacer algo a su hijo porque él lo haga mejor o más rápido, precísamente, es bueno que lo haga el hijo para que aprenda y en un futuro pueda desenvolverse bien, es así, aprendiendo, como podemos llegar a ser mejores o peores personas, mas completas o menos, por eso, por mucho que nos cueste, siempre debemos intentar resolver las cosas por nosotros mismos y no dejar que nuestros padres nos lo resuelvan todo, pues, algún dia, ellos no estarán y nos veremos perdídos en el mundo.

Sara 1º Bach A dijo...

LOS PADRES DEBEN DEJAR QUE SUS HIJOS SE EQUIVOQUEN

Los padres suelen ser las personas más importantes en nuestras vidas. Siempre nos guían por el buen camino, nos protegen de todo mal y están con nosotros en los momentos más difíciles de nuestras vidas. También nos sobreprotegen y su amor a veces los conducen a tomar nuestras decisiones, sin tomar en cuanta nuestros sentimientos, pero pensando en el bienestar de nosotros, aunque en ello caiga el ciego egoísmo.
Por ello nunca es bueno que ellos traten de elegir por nosotros ni que se nos impongan. Nosotros también tenemos nuestro propio criterio y tienen que dejarnos equivocarnos y así aprender de los errores. Quizás a lo mejor lo que es bueno ante sus ojos no siempre es lo mejor para nosotros.
Tenemos el derecho a ser respetados y a tomar nuestras propias decisiones y hacer nuestra vida. Ante cualquier toma de decisión o discusión con los padres, ambas partes deberían ser flexibles y dialogar, que haya mucha comunicación y así, de esa manera se podría llegar a un acuerdo satisfactorio sin necesidad de gritos, órdenes y faltas de respeto.

Ione 1º Bach A dijo...

PERDER LA CONFIANZA EN EL PADRE

Creo que los padres deberían de ser un ejemplo para sus hijos por eso todos estos puntos que salen en la carta creo que todos tienen una parte de razón y lógica. La antepenúltima me parece que es la que mas sentido tiene porque el hijo puede perder la confianza en el padre y después cuando le prometa algo al hijo, el hijo pensara que lo que le ha prometido no se lo dará porque seria una mentira mas

Ione 1º Bach A dijo...

NO DAR TODO LO QUE SE PIDE SINO SOLO LO QUE EL HIJO MEREZCA


En mi opinión cada caso de padre e hijo es diferente. El mensaje que mas me llama la atención es el primero, me parece bastante egoísta por parte del hijo y los padres no deberían de dárselo y menos si no se lo merecen.

Sheila 4º ESO A dijo...

AUNQUE SEPAMOS QUE NOS QUIEREN NECESITAMOS QUE NOS LO DIGAN

De las 6 últimas destaco la 12 porque cuando nos vamos haciendo mayores nuestros padres dejan de decirnos lo que nos quieren porque piensan que eso ya lo sabes, pero aunque no lo parezca nos hace falta que nos digan que nos quieren aunque ya lo sepamos porque para nosotros nos es necesario y, es muy bonito oír decir siempre a tus padres lo mucho que te quieren, pero creo que si no lo dicen, es porque nos ven ya muy mayores y tienen como recelo a la hora de decirlo, pero nosotros tenemos que hacer que ese recelo desaparezca y nos queramos tanto, que tengamos que estar todos los días diciéndolo

Sheila 4º ESO A dijo...

PARA “REÑIR” A UN HIJO NO ES NECESARIO ELEVAR LA VOZ

Creo que para reñir a un hijo no hace falta elevar la voz tanto. De las 6 primeras frases destaco la 2, porque creo que para hablar no hace falta gritar, y eso los padres a menudo lo suelen ignorar, ya que, por lo menos a mí, no me gusta que me griten porque me pongo nerviosa, y a los adultos con una cosita que hagamos pues gritan como salvajes, y nosotros los adolescentes nos ponemos nerviosos y tenemos la tendencia de gritar también y de ahí vienen después los malos tratos

Rebeca 1º Bach A dijo...

LOS PADRES DEBEN SER UN "EQUIPO"
NO IR CADA UNO POR SU CUENTA.

En muchas ocasiones, los padres al decidir sobre la vida de sus hijos, se plantean el decir un SI o un NO.A menudo se presentan dos figuras, una de estas es la figura de la madre y otra la del padre.

La figura del padre es muy importante, ya que es la cabeza del núcleo familiar, pero la madre también incluye mucho.

El hijo pregunta y pide permiso a uno de sus padres, pero a veces no hay concordancia entre ellos a la hora de tomar una decisión.

Por esta razón, pienso que los padres deben formar un equipo y tomar las decisiones juntos, con lógica y razón que responde SI o NO. Para no provocar duda ni confusión.

Dailos 1º Bach A dijo...

DANDO ORDENES SE CONSIGUE JUSTAMENTE LO CONTRARIO

Bajo mi punto de vista, este fragmento recuerda al día a día en la convivencia. Una relación padre e hijo es una de las cosas mas bonitas e intimas que hay en la vida.
Respecto a lo mencionado en el texto estoy de acuerdo con los tres últimos puntos por que tienen toda la razón.
Por mucho que tu padre te grite no vas a hacer las cosas mejor, a veces hay que llevar las cosas con delicadeza y cuidado, por que si te pide algo con buenas palabras tu lo haces con mas ahínco y mejor. Sin embargo, cuando lo hace de una forma bruta y descontrolada el pensamiento de los hijos ( yo incluido ) es de no hacerlo y en tal caso si lo haces es con mala forma y no de buen grado.

Varios (4º ESO C) dijo...

SOBRE MENTIR A LOS HIJOS

A veces entiendo que los padres mientan a otras personas si es una mentira piadosa pero deben explicarnos por qué lo han hecho
( Anais)

No acepto la mentira bajo ningún concepto, ni el piadoso, porque quien miente en alguna ocasión , mentirá muchas más veces. La verdad duele pero más duele la falsedad
( Rayco)

No deben mentir, los niños casi siempre imitan a las personas más cercanas a ellos
(Diego)

No se debe mentir por mucho que la verdad duela, si mientes será peor y siempre te reprocharán el por qué lo haces y tú mismo tamién. Vivir con mentiras está mal pero peor es vivir con reproches
(Vicky)

Con la verdad por delante, en lo bueno y en lo malo
(Ezequiel)

Sarai 1º Bach A dijo...

TUS PADRES NO TE PUEDEN DAR TODO LO SALGA POR ESA BOQUITA, SI TE ACOSTUMBRAN A ESTO NUNCA ACEPTARÁS UN NO, Y CUANDO LLEGUEN MOMENTOS MALOS

Muchas veces nuestros padres no quieren proteger demasiado y no se dan cuenta de que con eso nos malcrían hasta tal punto que nos mal educan. En la carta de un hijo/a a sus padres podemos ver la forma en la que un padre educa a su hijo, y su hijo hace una valoración sobre esto. Con la primera de las frases estoy de acuerdo, ya que creo q tus padres no te pueden dar todo lo salga por esa boquita, si te acostumbran a esto nunca aceptarás un no, y cuando lleguen momentos malos en los que tu padres no te puedan dar lo que tu quieras, solo te puedan dar lo que necesites no lo aceptaras, y ahí vendrán las exigencias de un hijo ante sus padres. También en el segundo punto estoy de acuerdo ya que si tus padres te gritan, gritaras tú por encima de ellos y así sucesivamente hasta que se produzca una falta de comunicación. En la tercera frase que nos menciona el texto, muchas veces los hijos nos cansamos de escuchar siempre órdenes, muchas veces nos hace falta que nos expliquen las cosas, que nos digan por ejemplo: por favor haz tu cama tienes que ayudar en casa, creo que la haríamos en ese instante, no con órdenes, exigencias y un tono de superioridad. Y con la última es con la que estoy completamente de acuerdo ya que muchas de las veces cuando haces algo malo te castigan y por pena de la madre y el padre te quitan ese castigo me parece mal que hagan eso por que entonces sabré que podre hacer lo que quiera y que aunque me castiguen me lo quitaran y también que cumplan las cosas buenas ya que si te prometen que si las apruebas iras de vacaciones y luego no vas te enfadaras mucho y te preguntaras que para que te sirve estudiar si luego te prometen y no cumplen. Por eso los padres deberían de mirar lo que pueden prometer y cumplir, no decir las cosas en vano. ESTA CLARO QUE LOS PADRES SIEMPRE NO PUEDEN EDUCAR A SUS HIJOS PERFECTAMENTE Y MÁS AHORA EN LOS QUE NORMALMENTE LOS DOS TRABAJAN Y NINGUNO SE QUEDA EN CASA, pero hay que saber en los momentos de tu vida cuando puedes tener un hijo y cuando podrás educarlo , cuidarlo y enseñarlo como él se merece.

Sarai 1º Bach A dijo...

Carta de un hijo/a a sus padres(2ª parte)

AUNQUE EN ESTA PARTE DE LA CARTA NO APAREZCA NADA REFERIDO A LO QUE VOY A MENCIONAR A CONTINUACIÓN ME GUSTARÍA DECIRLO QUE MUCHAS VECES NUESTROS PADRES CRÍAN DE FORMA DIFERENTE A UN HIJO QUE A UNA HIJA

En la segunda parte voy a empezar por la frase que más me llama la atención que es la última frase, ya que en esta estoy un poco en desacuerdo creo que cuando un hijo/a ya es mayor sabe por que hace las cosas y cuando hace algo malo creo que los padres están en derecho de pedirle una explicación por que hiciste eso. En la séptima frase creo que ante mi propia experiencia nunca mi madre o padre me ha hecho hacer ese tipo de cosas, pero creo que si a un hijo se le hace eso esta enseñándole a mentir sobre cualquier cosa aunque como se suele decir sea una mentira piadosa pero es al fin y al cabo una mentira. También creo que tus padres siempre no te pueden estar haciendo las cosas que te tienes que dejar a tu aire, aprender por ti mismo y encontrarte con tropiezos que te ayudaran a valerte y a crecer como persona. Muy a menudo también tus padres cambian de opinión a cerca de lo que debes hacer y lo que no debes hacer y no se por que estos cambios repentinos uno tiene que saber en la vida y cuando tienes un hijo que es bueno y malo para este y ante cualquier decisión mantenerte firme. TAMBIÉN AUNQUE EN ESTA PARTE DE LA CARTA NO APAREZCA NADA REFERIDO A LO QUE VOY A MENCIONAR A CONTINUACIÓN ME GUSTARÍA DECIRLO QUE MUCHAS VECES NUESTROS PADRES CRÍAN DE FORMA DIFERENTE A UN HIJO QUE A UNA HIJA. A la hija como que la protegen más que al hijo y estoy en desacuerdo con eso ya que cada uno tenemos que tener las mismas oportunidades y hacer lo mismo para que los dos nos podamos topar con las mismas experiencias y aprender de ellas no que en un caso las aprendas por ti mismo como es el caso de los hijos y otras te las enseñen tus padres como es el caso de las hijas.

Margarita IES LA GUANCHA dijo...

Sé que lo conoceréis pero este poema de Khalil Gibran viene al pelo
TUS HIJOS

Tus hijos no son tus hijos

son hijos e hijas de la vida

deseosa de sí misma.

No vienen de ti, sino a través de ti

y aunque estén contigo

no te pertenecen.

Puedes darles tu amor,

pero no tus pensamientos, pues,

ellos tienen sus propios pensamientos.

Puedes abrigar sus cuerpos,

pero no sus almas, porque ellas,

viven en la casa del mañana,

que no pueden visitar

ni siquiera en sueños.

Puedes esforzarte en ser como ellos,

pero no procures hacerlos semejantes a ti

porque la vida no retrocede,

ni se detiene en el ayer.

Tú eres el arco del cual, tus hijos

como flechas vivas son lanzados.

Deja que la inclinación

en tu mano de arquero

sea para la felicidad.


Un abrazo a Filoabpuerto y a tí, Merce

Elena dijo...

¡Que fácil sería salir de la sala de parto con tu bebé y el libro donde te digan la mejor manera de educarle!...pero no es así, a ese bebé se le va a educar y a enseñar la vida a través de las vidas de sus padres. Lo que ellos hagan él hará, lo que ellos digan, él dirá, lo que ellos valoren, él valorará...árdua tarea pero a la vez maravillosa experiencia.

Los padres somos humanos, y como tales nos equivocamos, no somos perfectos, pero también somos quienes más os queremos aunque a veces creais que no.

A veces gritamos, a veces regañamos, a veces pegamos en el culo...y es que no siempre las buenas palabras y los arrullos, ayudan a enseñar a los niños las cosas que no se deben hacer, por su propio bien. También queremos, besamos, decimos 1000 veces te quiero, cuidamos, velamos sus sueños, protegemos, sufrimos por ellos, somos felices con sus logros ...en conjunto eso es educar a un hijo, y eso solo lo sabreis cuando seais padres, antes nunca.

Podreis decir yo haré, yo no diré...pero vivir la realidad de ser padres es otra cosa muy distinta.

El engranaje entre ambos, padres e hijos, es lo hay que revisar de vez en cuando, a medida que el niño crece y se va convirtiendo en adolescente. Ahí debe ser difíci, yo aún no he llegado, pero veo lo que me rodea y sé que habrá que engrasar nuestra relación madre-hijo.

Dar alas es un paso difícil, deseoso para el adolescente pero con el corazón en un puño para la madre.... porque sí, porque es así y solo se puede experimentar esta sensación cuando lo ves desde este lado de la vida, el de ser madre o padre.

Un beso a todos y a tí, Merce.

Loly 1º Bach A dijo...

DIÁLOGO, COMUNICACIÓN, CARIÑO…

Muchas veces la falta de diálogo y de comunicación, entre padres e hijos, hacen que la convivencia se vuelva más austera y que las muestras de cariño sean escasas.
Este hijo le pide a su padre:
“No me des todo lo que te pida, a veces, solo pido para ver hasta cuanto puedo tomar”.
Yo, a diferencia de este hijo, creo que muchos niños puede que les pidan muchas cosas a sus padres porque es lo “único” que pueden obtener de ellos.
En ocasiones, debido a cuestiones fundamentalmente laborales, los padres no pueden pasar con sus hijos todo el tiempo que quisieran.
Sin embargo, les compran muchas “cosas” y les hacen muchos regalos para que sepan que siguen ahí y que no los han abandonado.
A pesar de todo, no deja de ser verdad, que a la larga TODOS ESOS REGALOS NO PUEDEN SUPLIR LA SATISFACCIÓN QUE DA ESTAR CON TUS PADRES, ABRAZARLOS, CONTARLES TUS COSAS, PEDIRLES CONSEJOS Y AUNQUE PAREZCA EXTRAÑO “DISCUTIR” CON ELLOS.

Loly 1º Bach A dijo...

¿POR QUÉ HACEMOS LO QUE HACEMOS?

“Cuando yo haga algo no me exijas que te diga por qué lo hice, a veces, ni yo mismo lo sé”.
Personalmente, lo que se afirma en el comentario anterior me hace discrepar bastante ya que no creo que sea verdad al 100%.
En algunas ocasiones, cuando hacemos algo o tomamos determinadas decisiones, no nos gusta que nuestros padres, nuestros amigos, etc. nos pidan explicaciones porque pensamos que éstas solo nos incumben a nosotros y a nadie más.
En general las personas, a menos que estén bajo los efectos de alguna “sustancia” o padezcan algún tipo de enfermedad como el alzheimer que las “anule” mentalmente, siempre son conscientes de lo que hacen.
También es cierto, que muchas veces, cuando le preguntamos a alguien por qué hizo algo nos contesta que no lo sabe pero, en realidad, no es que no lo sepa sino que no es capaz de reconocerse a sí mismo la razón por la cual tuvo ese comportamiento y mucho menos admitírselo a una tercera persona.
Aunque, tampoco puedo obviar que ante determinas situaciones nos vemos obligados a actuar por acto reflejo ya que no tenemos tiempo para pensar y esto hace que no seamos conscientes de lo que hacemos hasta que ya lo hemos hecho y resulta difícil explicar porque actuamos así y no de otra forma.

David 2ª ESO B dijo...

ME PARECE UNA CARTA DE UN NIÑO ALGO HARTO DEL COMPORTAMIENTO DE SUS PADRES Y LE EXPRESA SUS SENTIMIENTOS POR MEDIO DE ESTA CARTA.

Sergio 2ª eso - b dijo...

Me parece bien porque nunca se puede dar todo lo que te pidan. Obedecer a tus padres, respetarlos y no gritarles. También debes cumplir tus promesas porque si no lo haces podrías perder a tus amigos o que la gente no confíen mas en ti.

Anónimo dijo...

4 Me parece bien que el hijo le pida eso asus padres porque para convivir bien no solo tienen que poner normas lospadres sino tambien los hijos. si no tambien nosotros a ellos .Por ejemplo una de las normas de los hijos tienen que poner a los padres es que cumplan sus promesas.

marcos 2ªESO B dijo...

Me parece que el chico/a no ha tenido porqué decir nada, porque un padre que no entiende esto, no se le puede calificar como buen padre. Si no hacen algo por impedir esto, al chico le puede empezar incluso a gustar la comodidad de decir mentiras, pero lo que no saben es que a la larga las mentiras se descubren.

Anónimo dijo...

esta muy bn esa carta un padre no esta obligado a darnos todo lo que nosotros pedimos siempre nos lo tenemos q merecer

Sarfia El Khayari 1ºBCH B dijo...

HAY QUE PREGUNTAR PERO HASTA CIERTO PUNTO, MUCHO AGOBIA.

A veces los padres crean problemas entre sus hijos por darles todo lo que le pidan, yo creo que los padres deben saber y preguntar a sus hijos que tipo de cosas quieren o hacen para que despues no tengan problemas y los hijos tengan un buen pensamiento.
Por ejemplo, un hijo pide a su padre dinero y el padre no le pregunta para que lo quiere. El hijo puede gastarlo en algo malo, yo he puesto este ejemplo para entender que no siempre hay que darles lo que piden, pero tambien no hay que preguntarles mucho porque eso le puede provocar bastante ansiedad.
Al punto que quiero llegar es que todos los padres deben hacerse amigos de sus hijos, para que puedan ser entendidos de una forma correcta y adecuada y los hijos tengan una buena recomendacion de sus padres desde una edad temprana.

kumar 1Bachiller B dijo...

SI NUESTROS PADRES NO NOS DAN LA FELICIDAD Y EL CARIÑO QUE NECESITAMOS …¿QUIÉN NOS LA DARÁ?...

La conclusión que saco de esta carta de un hijo que le escribe a su padre es que le pide por favor que le enseñe todo lo que sabe.
Le dice que sea justo con él que no le mienta ni le dé falsas esperanzas, que le deje hacer cosas solo, porque si no en un futuro no sabrá como hacerlas ya que está acostumbrado a que su padre siempre las haga. El hijo quiere recibir todo lo que el padre sabe para tener una buena educación. Nosotros también somos personas y necesitamos una persona que nos apoye en todo momento por eso le pide a su padre que tenga tiempo para escuchar sus problemas. Tenemos sentimientos y si nuestros padres no nos dan la felicidad y el cariño que necesitamos..¿quién nos lo dará?

jennifer 1ºbach B dijo...

ALGUNAS VECES LAS COSAS QUE HACEN LOS HIJOS PARA LLAMAR LA ATENCIÓN.


El hijo le está contando a su madre que para que él la respete no hace falta que le grite, ni que le hable mal.
El lo que necesita es tener más cariño por parte de ella y no que le todo lo que él quiera en cosas materiales y no le dé un abrazo cuando lo necesite.
Necesita una persona para hablar y que no le diga que no tiene tiempo para sus boberías.
Las cosas que hace malas son para llamar la atención de ella porque es la única manera de que ella le haga caso.
Su madre le pide que cuente mentiras por ella y él lo hace por ella porque quiere protegerla, cosa que ella no hace por él.
La madre no debería de ser tan dura con él y tratarlo mejor. Él necesita que de vez en cuando le digan que lo quieren para poder ser mejor persona y sentirse bien.

José David Luis Herrera 1º Bach B dijo...

RECTIFICAR ES DE SABIOS Y LOS PADRES DEBEN ENSEÑAR CON SU PROPIO EJEMPLO!.
Estoy totalmente de a acuerdo con la carta que escribe el hijo, sobre todo en el párrafo que dice que si está equivocado, es cierto que si los errores los admites serás valorado positivamente como persona y además de eso, enseñas a las que están a tu alrededor a ser personas justas y a participar que como bien dice el refrán, es de sabios, y no a ser orgullosos y estar engañándose a sí mismo.

También estoy de acuerdo con la de que cumplan las promesas, tanto sean bunas como malas. Si son malas (castigos) para aprender de los errores y no cometerlos más, y tanto como si son buenas, es como una gratificación de algún suceso bueno que ha sucedido en tu vida.

Alex Ibaceta 1ºBCH B dijo...

NO POR MUCHO MADRUGAR...

Hay veces que nuestros padres no saben que no necesitamos que nos den ordenes para que seamos obedientes. Simplemente con unas buenas formas podemas ser igual de obedientes, o incluso mas, porque vemos en ellos un cierto acercamiento y nos sentimos como menos ahogados y tenemos un poco mas de libertad.
Que sea algo natural, no tanto: yo soy el padre, tu el hijo.
Algo mas cercano, pero manteniendo las formas

Waleska 1ºB dijo...

ENSEÑA A TUS HIJOS A VALERSE POR SI MISMOS EL DIA DE MAÑANA.

El trabajo de ser padre es complicado ya que ellos tienen muchas responsabilidades como cuidarnos, darnos educación y brindarnos enseñanzas para poder desenvolvernos correctamente el día de mañana.
Este escrito está redactado para que los padres se den cuenta de lo que sienten alguno de sus hijos. Muchos padres mal acostumbran a sus hijos dándole todo y esto no les enseña a valorar, ya que realmente uno valora las cosas cuando te cuesta trabajo conseguirlas. Por ejemplo si desde pequeño un padre le da a su hijo todo y no le enseña a ganarse la vida, no puede pretender que cuando el chico sea grande trabaje o se valga por si mismo ya que muchos padres crean dependencia en sus hijos y no piensan en que el día de mañana ellos tendrán que salir solos a enfrentarse a el mundo. El deber de los padres es cuidar a sus hijos y darles la educación para que puedan ser capaces de enfrentarse al mundo pero muchas veces sin darse cuenta los padres crean mucha dependencia en sus hijos.
Por otra parte hay chicos que no valoran los esfuerzos hechos por los padres para darles lo mejor, y se quejan de todas las cosas sin pensar que hay chicos que desearían tener todo lo que ellos tienen. Me llamo la atención la frase que dice “déjame valerme por mi mismo, si tú haces todo por mí, yo nunca podré aprender”. Es típico que un padre crea que su hijo es muy pequeño para hacer algo y lo acostumbra a no hacer nada y a no valerse por si mismo lo que lo perjudicará el día de mañana por falta de experiencia y de unos padres que lo dejaran aprender.

Loc@ dijo...

Son una recopilación de buenas ideas que sólo sirven si se aplican "con continuidad", llevados por el hábito que conscientemente "nos hemos propuesto" tener.
Creo, con toda la subjetividad que esto conlleva, que lo aplico usualmente. Lo que significa que, quizá, algún día, me lo habré "saltado". Besos repartidos. PAQUITA

Borja 1º Bach A dijo...

“Cuando te cuente un problema mío no me digas: no tengo tiempo o eso no tiene importancia. Trata de comprenderme y ayudarme.”


Esta frase me ha llamado la atención porque pienso que los hijos tienen que tener confianza con sus padres. Sería muy triste que unos padres ‘’ pasaran ‘’ por así decirlo de sus hijos. Un verdadero padre o madre es el que se sienta a tu lado para que te desahogues, el que se preocupa por ti aunque no te lo den a entender siempre porque quizás piensan que te sobreprotegen de alguna manera. Pienso que entre los hijos y padres debe existir la comunicación, el diálogo porque al fin y al cabo son ellos los que siempre estarán ahí en cualquier momento sea malo o bueno, son ellos los que nunca te van a fallar. Muchas veces nosotros (en lo cual me incluyo), tendemos a ocultarles ciertas cosas y esas cosas las comentamos con personas a las que llamamos amigos y no nos damos cuanta que los verdaderos amigos son nuestros padres.

Con todo esto quiero decir que me siento muy orgulloso de tener padres que tengo porque son personas que se preocupan por mí, me saben escuchar, siempre tienen tiempo para mí, me dan cierta libertad que creo que es algo muy importante para que así no siempre tengamos que depender de ellos y por último considero que recibo una muy buena educación de su parte y espero tenerlos durante MUCHO TIEMPO.

almena dijo...

Me encanta este espacio de reflexión que comparten contigo tus alumnos.
Me uno a ellos para comentar este excelente ramillete de "peticiones" al padre, para decir que pienso que podría resumirse en una de ellas:

"No me digas que haga una cosa que tú no haces..." porque quizá dando el padre ejemplo en todo, el niño no precisaría de otra consigna...

¡Un abrazo!

Inma (1ºBach B) dijo...

Ser buen padre, para ser futuro mejor padre

Esta carta que escribe un hijo a sus padre, me parece muy bien y bonita, porque así, sus padres sabrán como piensa su hijo, como lo debe educar y lo entenderá mucho mejor.
En estas frases, aparece el respeto que se tienen que tener unos a otros, es decir, si un padre no respeta a su hijo, él no respetará a su padre, y probablemente cometerá los mismos errores con su hijo, si llega a ser padre.
También habla de promesas, de que hay que cumplirlas tanto sean buenas como malas, porque si no las cumplen el hijo dejará de confiar y de creer en sus padres, al igual que, un día dice una cosa y otro día lo contrario, su hijo se confundirá y no sabrá que pensar, vivirá su vida por interés y por lo que le conviene, y eso no es buena, hay que ser uno mismo tanto en los momentos buenos como en los malos, debe defender lo que cree, sus ideas…
Dejar que un hijo aprenda y experimente algunas cosas por si solos está bien, pero esta frase tiene algunos inconvenientes, porque algunos padres protegen a su hijo para que vaya por buen camino y ellos lo que quieren es ser independientes en algunas cosas, y al no proteger algunos padres a sus hijos eligen el camino equivocado, como por ejemplo, yo conozco algunos casos en que esos padres han pasado de sus hijos, le han dejado tanta “libertad” que han dejado los estudios, han acabado en la droga… y aunque ese hijo ahora no lo entienda, de mayor lo agradecerá.

Este chico/a, cuenta también que no digan mentiras y menos que se las hagan decir a él, incluso para salir de un apuro, porque más adelante, al acostumbrase a ello, mentirán sin ningún remordimiento de conciencia, con lo que le habrán enseñado a ser un mentiroso. También esta carta dice que cuando uno se equivoca y se arrepiente, esta todo acabado, no hace falta que se siga preguntando porque se hizo, porque muchas veces las cosas las hacemos sin pensar, sin saber porque y tenemos que sufrir los inconvenientes, pero al igual que se equivocan los hijos, también se equivocan los padres, porque todos somos humanos y el chico/a pide que se retracten de ello, que se corrijan, porque los hijos, la mayoría de veces aprendemos por imitación, tanto lo malo como lo bueno, por eso, también desde aquí yo quiero pedir a mis padres que sean justos en la vida, y así, yo poder imitarlos y ser tan buena madre como ellos lo han hecho conmigo, y de ese mismo amor que ellos me han dado a mis hijos.

V. Hugo 1º A Bach. dijo...

Ésta carta rebosa expresividad por parte del niño, pero, aunque todo parezca muy razonable, tan claro, la realidad es que muchos padres no cambiarían lo más mínimo al escuchar éstas palabras. Es más, algunos ni siquiera se pararían a escucharlas, creyendo que sus métodos de enseñanza son los mejores solamente porque fueron criados así. Y es la cruda realidad.

Adriana 4ºA dijo...

Destaco la frase nº4 porque una promesa implica compromiso y si no la cumples, a parte de no cumplir ese compromiso, pierdes el valor de tu palabra.

También la frase nº5 porque hay que mantenerse firme en tus decisiones ya que si no lo haces el hijo no sabe a qué atenerse y se confunde, y además pierdes la autoridad ante él.

Y por último la frase nº6 si un padre no deja que su hijo vaya tomando sus decisiones, él no aprenderá de sus propios errores y no sabrá enfrentarse a las situaciones que le pueden suceder a lo largo de la vida.

Sara 4ºA ESO dijo...

De hijos a padres:
1-Nuestros padres nos deben poner un límite porque si no nosotros cada vez pedimos mas, y así no aprendemos nada, debemos saber donde tenemos ese límite para saber cuándo parar.

2-Aprendemos de nuestros padres a comportarnos, por lo que si ellos gritan, tu gritas.

3-Cuando somos pequeños nos empiezan enseñar nuestras obligaciones, por lo que cuando seamos mayores no nos deben dar órdenes solo pedirlo y nosotros lo haremos, ya que si nos dan ordenes empezamos a renegar de esas obligaciones.

4-Tienen que cumplir las promesas si es algo bueno y malo también, porque si es bueno nos sentimos orgullosos de nosotros mismos y si es un castigo aprendemos a hacerlo bien en lo que nos equivocamos.

5-No deberían cambiar de opinión porque si lo están haciendo constantemente pierde autoridad y respeto.

6-Si no nos dejan hacer nada, en el futuro seremos unos inútiles, no podríamos hacer nada solos siempre necesitaríamos a alguien que lo hiciera por nosotros, deberían dejar que hiciéramos las cosas solos.

7-Lo que he puesto antes nosotros aprendemos a comportarnos por nuestros padres por lo que si ellos mienten nosotros aprendemos a hacerlo, y perdemos fe en lo que ellos dicen, “¿estará diciendo la verdad?¿ O miente?”.

jesus manuel 4ºA dijo...

Déjame valerme por mí mismo, sí tu haces todo por mí, yo nunca podré aprender.

Estoy de acuerdo con esa frase, si los padres hacen todo por los hijos y no los dejan valerse por si mismos los hijos cuando sean adultos solos no sabrán vivir sin sus padres porque no sabrán hacer nada solos y fracasaran en la vida.
Muchos padres miman demasiado a sus hijos y hacen todo por ellos, estos casos se suelen dar en familias de clase alta ya que en las clases media y bajas las familias suelen estar unidas y hacer todo juntos sin excepciones y desde niños aprenden a vivir por si solos y aprender las cosas bonitas de la vida pero también las mala.

Gemma 4ºA dijo...

Sobre esta carta he reflexionado lo siguiente:
1*. Si nuestros padres no nos ponen un límite, nos enseñan a que todo lo podemos tener en la vida.
2*. Si tus padres gritan tu aprendes a gritar y gritas también, tú hablas y te expresas como te enseñan.
3*. Si los padres educan a sus hijos y les enseñan desde pequeño sus obligaciones, no habría que dar órdenes de lo que deben o no hacer si no ya los hijos sabrían con las normas que tienen que cumplir.
4*. Los padres deberían de cumplir sus promesas, las malas y las buenas. Si un hijo se merece algo bueno dáselo pero también si es un castigo.
5*. Los padres no deberían de cambiar tanto de opinión, sino mantener la misma decisión desde que la toma, si cambian pierden autoridad.
6*. Los padres deberían de enseñar a sus hijos a vivir, dejar que se equivoquen y que aprendan de sus errores.
7*. Siempre se debe de explicar a los hijos que no es necesario mentir, excepto cuando es por ayudar a alguna persona.
8*. Si los hijos cometen errores, los padres no deberían exigirle un porque, ni presionarlos, solo dejar que reflexione y que aprenda cuando se equivoque.

Sara Mendez 1º Bach A dijo...

APRENDER POR NOSOTROS MISMOS

Para mi gusto todas las frases están bastante bien, pero hay algunas con las que no me siento identificada, es decir, que no tienen razón por lo menos para mi. Como por ejemplo: Déjame valerme por mi mismo, si tú haces todo por mí, yo nunca podré aprender.

La mayoría de los padres dejan que sus hijos aprendan por si mismos, ya que ellos no estarán ahí toda la vida para guiarles y decirles lo que deben y no deben hacer…
Es de buenos padres dejar que sus hijos aprendan por muy doloroso que sea el método, por ejemplo, un desamor. Tarde o temprano sufrir por un amor y los padres tendrán que aconsejarle pero nunca decirle lo que debe hacer u obligarle a que tome una decisión de la que no se siente seguro o segura.

Me imagino que a veces puede resultar difícil ver como tu hijo sufre ya sea por una amor o por cualquier otra cosa pero dejándolo que aprenda de los errores y que también sepa lo que es sufrir cuando se vuelva a ver en la misma situación ya sabrá lo que tiene que hacer y se vera mas maduro o madura por que ya ha pasado por eso antes.

El éxodo dijo...

Como hijo suscribo la carta. Como padre diría "no es fácil llevar a cabo esos propósitos, si a veces no lo hago no pienses que no me esforcé, sólo es que en ocasiones la vida nos puede".

Un abrazo.

Sara Perera 1º Bach B dijo...

QUEREMOS QUE NUESTROS PADRES TODAVÍA SEAN UN EJEMPLO A SEGUIR, PERO PODER TOMAR NUESTRAS PROPIAS DECISIONES.
Hoy en día nuestros padres nos protegen mucho, a veces demasiado ya que no quieren que nos pase nada malo, pero para aprender a enfrentarse a la vida tienen que pasarnos cosas malas para así poder valorar las buenas.
Nosotros los jóvenes estamos en la teoría de "si me gritas o me exiges algo" no lo haremos, ya que nos gusta hacer las cosas por nosotros mismos aunque nos equivoquemos, eso nos ayudará a madurar.
Los padres son un ejemplo claro a llevar, son las personas con las que convivimos desde pequeños y vamos aprendiendo los pequeños detalles de la vida ya que a medida que vamos creciendo vamos conociendo muchas mas cosas que ignorabamos; pero gracias a ellos aunque nos mosqueemos a veces por decirnos que estudiemos y no perdamos el tiempo, nos damos cuenta de que lo único que no se recupera es el tiempo, y gracias a eso la mayoría de los jóvenes tendrán un futuro.
Referente a lo de "cuando te cuente un problema mío no me digas: no tengo tiempo para boberías o eso no tiene importancia",eso es lo peor que pueden hacer los padres ya que crea una distancia a la que puede crear problemas serios ya que nosotros evitaremos contarle lo mínimo por ese rechazo que para el podría ser una bobería pero para nosotros a lo mejor hubiese sido muy importante.
Para cualquier relación es fundamental el respeto, escuchar y entender.

Jéssica 1º Bach A dijo...

SI LA ADOLESCENCIA ES EL PASO A LA EDAD ADULTA NUESTROS PADRES DEBEN DARNOS EJEMPLO DE SU MADUREZ.

Muchas veces los padres tienen “la manía” de gritar a sus hijos cuando se enfadan, o para solucionar un problema con su hijo/a, y eso es un problema de comunicación. Cuando somos niños, y nuestros padres nos gritan, simplemente nos ponemos a llorar y nos acobardamos, pero cuando somos adolescentes, el grito ya no nos afecta tanto y pasamos de él. La adolescencia es el paso hacía la madurez, y nuestros padres tienen que darnos ejemplo, dándonos una educación más compleja, por eso cuando nuestros padres nos gritan, nos están enseñando a nosotros a gritar y a que utilicemos el grito cuando tengamos nuestros hijos, y eso es un mal ejemplo en nuestra educación.

Javier Bello 1º Bach A dijo...

A VECES ACTUAN CON MUCHA INCOHERENCIA


Cada familia es un mundo pero me voy a centrar en el 4 punto porque me parece de malos padres solo cumplir las promesas que le interesan, cuando deberían cumplirlas todas para que su hijo tuviera una imagen de coherencia en sus padres

Javier Bello 1º Bach A dijo...

Deja valerme por mi mismo


En este comentario voy hablar del punto 6, me parece bien que los padres ayuden y protejan a sus hijos, pero hasta un cierto punto porque los hijos también debería por si mismo, no por sus padres porque sino nunca aprenderán a hacer nada en su vida. A mi me a pasado porque mi madre es la que me hace la comida y otras cosas. Que ahora no sé hacer cosas por mi mismo

José David Díaz Rodríguez 1ºB BACH dijo...

¿REALMENTE PADRES?

Creo que muchos padres deberían leerse esta carta porque les enseñaría a educar a sus hijos con una serie de valores que son muy importantes para crecer como personas . Muchos padres creen que tener un hijo es solo engendrarlo pero se equivocan porque padre es aquel que cría y educa a su hijo no es solo darle un regalito de vez en cuando y que lo críen otros porque a esos niños les hace falta una figura paternal o maternal que le den cariño, que muchas veces te recompensa mas que un regalo, que les eduquen, que les escuchen , que les ayuden cuando lo necesitan y que simplemente les den un abrazo cuando les hace falte porque un hijo es algo tuyo y es algo que si lo educas correctamente bajo el respeto y el amor siempre estará ay

Tamara 4º ESO A dijo...

Educar a un hijo no es fácil, muchas veces, os sentiréis rendidos y que os estáis equivocando. Día a día, al igual que vuestros hijos, iréis aprendiendo ciertas cositas.
Recuerda que para ellos, vosotros sus padres, sois su mayor pilar y que siempre intentarán ser como ustedes.

En cuanto a la carta , hay algunos puntos en los que estoy de acuerdo, entre ellos:

2. Cuando gritamos, solemos acompañarlos de gestos, esto hará que el niño , esté más pendiente de tus movimientos que de lo que le vas a decir.
Hablarle de forma tranquila, explicándole cada cosa , hará que él mismo descubra sus fallos. ¡Te Sorprenderá!.

3. Muchas veces cuando das órdenes, puede ser que éstas no sean aceptadas. Por
eso, coméntale los beneficios de hacer las cosas y el niño las hará por sí solo. Los primeros años de su vida se les puede premiar, para que vea una recompensa a su trabajo.

9. Si te has equivocado, reconócelo. Aumentará el sentimiento que tenga de ti.
Comprenderá que todo nos equivocamos y que lo importante es reconocer los errores.

12. Dile cada día que lo quieres, él ya lo sabe, pero como a todos, nos gusta que
nos lo recuerden.

Miram Benavente Martín dijo...

CUANDO LOS PADRES SE EQUIVOCAN}
Los padres están acostumbrados a hacernos ver que si ellos dicen que es blanco es blanco tratando de imponer su opinión , decisión...
Pero tienen que acostumbrarse , a pensar que nosotros también tenemos una opinión y cuando no tiene la razón sobre algo no la tienen